La OTAN lanza un fondo de innovación, domiciliado en Luxemburgo

El ministro luxemburgués de Defensa François Bausch y el Primer Ministro, Xavier Bettel, durante la pasada cumbre de la OTAN en Madrid.
El ministro luxemburgués de Defensa François Bausch y el Primer Ministro, Xavier Bettel, durante la pasada cumbre de la OTAN en Madrid.

En la pasada cumbre de Madrid, los líderes de la OTAN acordaron el establecimiento de un fondo que, domiciliado en Luxemburgo, tiene el objetivo de “ayudar a dar vida a esas tecnologías incipientes con poder para transformar nuestra seguridad en las próximas décadas, fortaleciendo el ecosistema de innovación y reforzando la seguridad de nuestros mil millones de ciudadanos”, aseguró Jens Stoltenberg, secretario general de la Alianza.

En su etapa inicial, el fondo invertirá 1.000 millones de euros en nuevas empresas y en otros fondos de capital de riesgo que desarrollen tecnologías emergentes de doble uso (civil y militar) prioritarias para la OTAN; como es el caso de inteligencia artificial, procesamiento de big data, tecnologías cuánticas, autonomía, biotecnología y mejora humana, materiales, energía, propulsión y espacio.

Por su parte, el Gobierno de Luxemburgo asumió a través de su Primer Ministro, “un compromiso doble”. “Albergaremos el fondo como domicilio y también contribuiremos a inversiones conjuntas para preservar una ventaja tecnológica que será fundamental tanto para nuestra seguridad como para nuestro desarrollo económico en el futuro”, aseguró Xavier Bettel, cuyo Gobierno, en alianza con Luxinnovation y el Fondo Nacional de Investigación, lanzó pocas semanas antes un programa, dotado con tres millones de euros, para apoyar la investigación y el desarrollo con aplicaciones de doble uso en el campo de la defensa.